Factores del declive y un chivo expiatorio

Y la caída sigue. En agosto se produjeron solo 827.000 barriles, casi 20.000 menos que en julio.

Al mismo tiempo Ecopetrol anuncia un plan de choque para aumentar la producción en unos 25.000 barriles diarios de aquí a final de año. Esto quiere decir que el mejor plan de choque que puede implementar la mayor compañía petrolera del país no alcanza para cubrir las caídas de dos meses de producción. De aquí a diciembre las petroleras que trabajan en Colombia estarán extrayendo menos de 800.000 barriles al mes, una caída de al rededor del 20% en solo un año. Mis previsiones más pesimistas se están viendo superadas (y las de casi todo el mundo).

Como he dicho muchas veces hay diferentes factores que ayudan a explicar qué es lo que está pasando. Aquí van con mucho cariño para los periodistas de El Tiempo que andan perdidísimos

Primero que todo están los factores geológicos: Colombia no es un gran país productor de petróleo, es un productor mediano que solo tiene cierta relevancia porque consume menos de un tercio de lo que produce y por lo tanto exporta, por ilógico que pueda parecer. Además tiene pocas cuencas, de mala calidad y la mayoría del petróleo que queda es pesado, por lo tanto costoso de extraer en términos económicos, ecológicos y energéticos. Tiene una larga historia petrolera y los mejores campos ya han sido descubiertos y están en declive terminal como Cusiana, Caño Limón o el más reciente Rubiales.

Luego están los factores económicos: El precio del petróleo se empezó a hundir en 2014, toco fondo a principios de este año en menos de 30US$ por barril y ahora lleva un tiempo estancado en 50US$ por barril, eso es menos de la mitad de la media que hubo entre 2010 y 2014. Por eso se ha hundido la inversión en exploración, no solo en Colombia sino en todo el mundo, a pesar de que la industria se empeñe en afirmar que toda la producción, salvo la de Vichada, sigue siendo rentable:

costo-petroleo

Los factores socio-políticos: estos son los más difíciles de medir, los más contradictorios y los más subjetivos. Esto sucede por que la ni la sociedad ni la política son cosas monolíticas, unitarias ni coherentes. Diferentes grupos sociales tienen diferentes ideas políticas y por lo tanto hay enfrentamientos. Por una parte el gobierno tiene que buscar un equilibrio entre el simple regalo de los recursos naturales a las multinacionales y la satisfacción de las necesidades sociales. Cada comunidad sufre las consecuencias de la explotación del petróleo en su territorio y por eso se opone a ella y cada empresa se beneficia por cada metro cuadrado extra en el que pueden explorar y por tanto presiona para conseguirlo.

Últimamente multitud de protestas sociales de las comunidades indígenas y de muchos otros colectivos están ganando visibilidad, en parte porque los problemas que genera la explotación minero energética cada vez son también más visibles. De forma que se paralizan y se aplazan proyectos de extracción y exploración por las protestas de las comunidades, esto aumenta los costes de la exploración y explotación y por tanto influyen en la reducción de la producción. La realidad, sin embargo, es que la incidencia de los factores socio-políticos y de las protestas de las comunidades es bajísima, de apenas 9.000 barriles diarios por día de bloqueo, según reconoce la propia Campetrol.produccion-perdida-por-bloqueos

El chivo expiatorio

Pero si la incidencia de esto último es tan baja ¿porqué hay tanto revuelo al rededor de las protestas y los bloqueos? No se molesten en buscar explicaciones a la caída de la producción que incluyan la geología, la economía y la política. Algunas incluyen solo lo segundo y lo tercero, algunas se atreven a mencionar solo la política. Ninguna se basa en lo más importante, la geológia. ¿Porqué? porque ese es lo único que no tiene solución. Siempre se podría meter más plata, siempre se podrían cambiar las leyes o reprimir más a las comunidades. Nunca se podría forzar a la tierra a albergar más petróleo o en mejores condiciones que las que hay.

El/la colombiana/o medio comparte la cosmovisión occidental del progreso como fin último, la misma que tienen los gringos, los europeos, los australianos… El progreso,el desarrollo, para esta cosmovisión esta inevitablemente ligado al crecimiento, no hay una noción de límite, de suficiencia. “Más” siempre es mejor. Y lo que es peor “más” siempre es necesario.

Una ventaja que tiene Colombia es que al ser un país con diversidad cultural también hay diversidad de cosmovisiones. Hay en este país otras culturas que tienen otros objetivos, otros medios y otras prácticas. Para esas culturas es más importante mantener en buen estado sus tierras ancestrales, su cultura y sus costumbres que producir un millón de barriles de petróleo diarios. Por eso bloquean, demandan y protestan.

Pero lo interesante de esto no es lo que hacen las otras culturas, sino lo que hace la nuestra, la dominante, la de los colonos, los blancos, los occidentales. Nuestra cultura es tan impermeable al cambio como cualquier otra, no somos especiales. Para nosotros el fin último es progresar, crecer, desarrollarnos, no importa que tan perjudicial sea eso para otros o para nosotros mismos, que tan difícil sea o si finalmente se demuestra simplemente imposible. Nosotros siempre vamos a buscar la forma de hacerlo o de buscar culpables si no podemos.

Es por eso que necesitamos un chivo expiatorio, alguien que nos descargue del peso abrumador de creer en lo imposible cuando esa imposibilidad se hace evidente. Alguien o algo que nos permita seguir sin tener que hacer frente al hecho de que nuestro principal anhelo y el motor de nuestra sociedad es un absurdo, algo ilógico, inalcanzable. Y ¿quién es el mejor chivo expiatorio? “El otro”, alguien “ajeno” a nosotros, alguien con una cosmovisión diferente… Las comunidades indígenas. Con la contradicción en la que eso nos mete: por un lado son la referencia a la que nos gusta acudir en busca de nuestra identidad más profunda, y por otro son la causa de nuestros “problemas”.

Siempre que lean las críticas a las comunidades acuérdense de esto.

Advertisements

2 comments

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s